Cómo detectar la negrilla o fumagina y eliminarla

La fumagina o el hongo negrilla es un hongo que generalmente aparece en las plantas después de que estas hayan estado infectadas durante tiempo por plagas de cochinilla, pulgón o mosca blanca.

No es peligroso, pero hay que atajarlas a tiempo para evitar que la salud de la planta se vea comprometida de forma irreversible.

Cómo podemos detectar la negrilla o fumagina

El hongo fumigan es muy fácil de distinguir, ya que es de un color negro muy característico (de ahí a que se le conozca como negrilla) y suele depositarse en las zonas de la planta afectadas por la plaga. La negrilla provoca síntomas diversos, que pueden afectar a las hojas, las ramas, los tallos, o los frutos de cualquier cultivo, aunque es especialmente frecuente en los cítricos.

Este hongo es una especie de polvo negro similar al hollín, incluso mancha de la misma forma al pasar el dedo por encima. Si la negrilla no se trata adecuadamente, entonces irá cubriendo cada vez más partes de la planta, impidiendo que pueda realizar correctamente la fotosíntesis. Además impide la transpiración y esto puede generar necrosis y clorosis, que terminará marchitando por completo la planta.

El hongo negrilla aparece en las plantas afectadas por plagas porque se alimenta de la melaza que van dejando los insectos a medida que consumen la planta. Así pues, si tenemos una planta afectada por la fumagina, habrá que tratar dos problemas: la plaga, y la propia negrilla.

Consejos para eliminar la fumagina

El mejor control de la fumagina en cítricos, pasa por la prevención. Como hemos visto, el hongo negrilla aparece por la melaza que producen cochinillas, áfidos y moscas blancas, por lo tanto, lo principal es evitar que las plantas sufran el ataque de estas plagas. Un producto muy eficaz para ello es el jabón potásico, que no es tóxico, ni para las plantas, ni para el medio ambiente. Sirve para tratar las plagas cuando la infestación no es aún muy grande. Solamente hay que diluirlo en agua al 2 % y aplicarlo sobre la planta afectada. Si después de tres aplicaciones la plaga persiste, entonces habría que utilizar otros insecticidas más fuertes.

Una vez que hayamos controlado la plaga, veamos cómo eliminar la fumagina de los cítricos. Una vez libre la planta de los insectos, hay que limpiarla completamente del hongo y de la melaza de la que se alimenta. El primer paso sería lavar las partes afectadas con agua a presión para eliminar la mayor parte del residuo. Después, podemos utilizar de nuevo jabón potásico o algún fungicida para fumagina, y rociar las partes de la planta que han estado afectadas por la plaga y el hongo.

Si el tamaño y la resistencia de la planta lo permite, se pueden frotar los últimos restos con un trapo húmedo. El último paso es sanear la planta y retirar las hojas deterioradas por culpa de la negrilla, e incluso realizar una poda para retirar los brotes que hayan quedado perjudicados.

La negrilla es casi inevitable después de una plaga, pero por suerte, si actuamos con rapidez podemos eliminarla con facilidad y devolverle a la planta su belleza y su vigor.

Modo de empleo del aceite de neem: un insecticida ecológico para tu huerto

El modo de empleo del aceite de neem es amplio, pero uno de los lugares principales donde lo podemos usar es en nuestro huerto.

Hablamos de un tipo de aceite extraído de la planta Azadirachta Índica, muy conocida desde la Antigüedad debido a sus propiedades biocidas, cosméticas e incluso curativas.

¿Cómo podemos usarla en nuestro huerto?

El aceite de neem para el huerto

Este aceite vegetal cuenta con diversas propiedades y utilidades. Uno de los modos de empleo más populares es usar el aceite de neem para el huerto gracias a su principio activo: la azadiractina.

Este compuesto destaca por sus efectos pesticidas, fúngicos, antibacterianos y antiparasitarios, lo que hace al aceite de neem perfecto para el uso agrícola.

En nuestro huerto, lo podemos usar como un pesticida natural, así como de fertilizante, abono o insecticida. Una gran cantidad de aplicaciones interesantes que podemos llevar a cabo de forma sencilla.

Modo de empleo del aceite de neem

El aceite de neem agrícola cada vez es más empleado en huertos, tanto grandes como pequeños, debido a la creciente importancia de alejarse de los químicos. Pero ¿cómo aplicarlo de forma correcta?

Un pesticida natural

Si deseamos aplicarlo de forma casera, podemos usar este tipo de aceite como pesticida a razón de 1-5 ml con agua. La mezcla es perfecta para pulverizar sobre las plantas o regarlas con ella.

El aceite de neem es un insecticida ecológico ideal para la agricultura si queremos huir de otro tipo de compuestos que podemos usar tanto en jardines como en cultivos.

Se considera como el mejor pesticida orgánico por parte de los expertos, lo que aumenta su valor y lo convierte en una opción clave para tener nuestro huerto cuidado y siempre a punto.

Abono efectivo en nuestro huerto

Las hojas y frutos de la planta son efectivos como abono. Si somos constantes y realizamos aplicaciones a menudo, conseguiremos ver los resultados en un corto espacio de tiempo.

Es un fertilizante orgánico que nos ayudará a enriquecer el suelo y conseguir, gracias a ello, mejores y más abundantes cosechas.

Adiós a los hongos

Otro de sus usos más habituales es aplicarlo en el riego con el objetivo de deshacerse de problemas de hongos, plagas de insectos, ácaros y orugas, entre otros.

Lo más interesante es que es capaz de actuar sin poner en riesgo a las personas, animales, o la biodiversidad beneficiosa para las plantas (mariposas, abejas, lombrices, etc.).

Su sabor amargo es el que actúa como repelente, impidiendo que los demás insectos se reproduzcan en nuestros cultivos.

Otros usos del aceite de neem

Además de en el huerto, el aceite de neem se emplea también como cosmético. Debido a sus ácidos grasos, obtenemos una mejora de la piel, crecimiento del cabello y lucha contra los piojos y otros parásitos.

Como ves, el modo de empleo del aceite de neem es sencillo si sabes cómo hacerlo. Contando con el producto adecuado, tardarás poco tiempo en ver resultados. La clave está en ser constante y revitalizar los cultivos con productos orgánicos como este.

Cochinilla algodonosa: cómo la puedes eliminar de tus plantas

Eliminar la cochinilla algodonosa puede ser un quebradero de cabeza, por eso es importante actuar de forma precoz. Es una plaga bastante común y que puede atacar a distintas especies de plantas como arbustos, tropicales, grapadoras, árboles ornamentales, coníferas, frutales, cítricos, palmeras, etc. Se trata de insectos parasitarios que debilitan progresivamente las plantas y que conviene erradicar cuanto antes. A continuación te explicamos qué es y te mostramos cómo la cochinilla algodonosa eliminar.
Sigue leyendo Cochinilla algodonosa: cómo la puedes eliminar de tus plantas

Qué es el aceite de neem y para qué sirve en un huerto

aceite de neem

Se le conoce también como aceite de nim, y se extrae de frutas y semillas de árbol de nim. Es una especie endémica en la India, pero ya ha sido introducido en otras zonas de los trópicos dados sus múltiples usos tanto en agricultura como en medicina. Precisamente el uso de aceite de neem en huertos es el que nos interesa, así que toma nota sobre qué es el aceite de neem, para qué sirve y cuáles son sus beneficios.
Sigue leyendo Qué es el aceite de neem y para qué sirve en un huerto

Leonardita líquida HUMITA15

¿Qué son los ácidos húmicos de nuestra humita15 líquida?

HUMITA•15 es una enmienda orgánica húmica líquida y natural, muy rica en Ácidos Húmicos y Fúlvicos, obtenida a partir de Leonardita extraída en nuestras propias explotaciones mineras.

HUMITA•15 puede aplicarse en todo tipo de cultivo y en cualquier momento de su ciclo vegetativo, mejorando las propiedades físicas, químicas y biológicas del suelo.

HUMITA•15 es un fertilizante húmico líquido 100% soluble en agua y que puede ser añadido al suelo por cualquier sistema de fertirrigación. Su utilización vía foliar es también interesante al poderse utilizar como potenciador de otros abonos foliares, pesticidas, fungicidas, etc.

Sigue leyendo este artículo